sábado, 5 de abril de 2008

I am not andalusian

Hay una cosa que, ya lo siento, pero me saca de quicio hasta niveles poco habituales. Es el que los andaluces -algunos andaluces, ojo- pretendan convertirse en prototipo de lo español, y el que no se adapte a ese prototipo, pues mal español será. En una fiesta a la que he ido hoy, he oído como un prototípico chulito andaluz (que igual hay que acentuar "chulito" y no "andaluz") le decía a una chica de Segovia: "a ver, a ver, que este flamenquito lo tienes que bailar con más gracia, que eres española". Y a mí me daban ganas de decirle: "pues baila tú una jota aragonesa o un arin-arin, a ver con qué gracia lo haces".

Pero claro, no se lo he dicho.