miércoles, 7 de mayo de 2008

It

Igual es que lo tengo idealizado, porque hace ya unos doce o trece años que lo leí, pero en mi recuerdo It, de Stephen King, es el mejor libro de terror que se ha escrito. No es el más importante históricamente, ni literariamente es una obra maestra -no es El castillo de Otranto, El gato negro o El horror de Dunwich-, pero reúne todos los posibles horrores de la mente humana en un solo monstruo: Pennywise, el payaso saltarín. El otro día me compré la película, la adaptación para televisión de 1990, y aunque verla fue como reencontrarse con un viejo amigo, en general fue una experiencia decepcionante: los efectos especiales son malos, algunos de los niños-actores son inaguantables, al igual que algunos de los actores adultos, y el final, ¡ay el final! Stephen King nunca es muy bueno rematando de sus novelas, pero confío en que en este caso la culpa sea del guionista, porque la mini-pelea con la "araña gusiluz" es un anticlímax indigno del resto del argumento.

Igual la próxima vez que lo vea en alguna librería me lo compro, para releérmelo, y ver si el libro está a la altura de su memoria.

4 comentarios:

iván dijo...

...aquí todos flotan...

Luis dijo...

Son comunes las decepciones con las películas que adaptan obras geniales. Un abrazo.

Manuel Trujillo Berges dijo...

Aparte de que el recuerdo siempre idealiza, las adaptaciones de libros interesantes al cine suelen ser pobres, ya que condensar un buen libro en un guión es muy complejo...

Tan sólo series de TV, con muy cuidada edición y con una larga duración, pueden estar a la altura de un buen libro. Un ejemplo, "Yo, Claudio", la serie de la BBC, una brillante adaptación de "Yo, Claudio" y "Claudio, el dios, y su esposa Mesalina".

En cualquier caso, lo recomendable es primero ver la película y sólo luego leer el libro, mucho mejor siempre que la película...

jaime dijo...

Sólo diré una palabra: Fant. Huahahahaha!! (relámpagos, trueno, órgano)