jueves, 7 de agosto de 2008

Fraternity of the PhDamned

Esta entrada está dedicada a Alicia, Carmen (Moral), Cecilia, Cristina, Daniele, Deirdre, Fernando, Isabel, Jaime, Jorge, Lucía, Marisol, Mike, Pedro -el hermano de Txiki-, Penélope, Sara y Susana (y los que me olvido), que están escribiendo sus tesis.

Y a Antonio, Carmen (Casaliggi), Carmen (Morán), César, Desiré, Francis, José Luis, Leyre, Lorraine, Pepi, Rafa, Saúl, (y los que me olvido), así como a todos los profesores de universidad con los que he compartido departamento (en Deusto, St. Andrews, Nueva York o Limerick), que ya son doctores.

Cuando llegue el Día del Juicio Final, y se esté celebrando la decantación de las almas, a todos nosotros nos pondrán a un lado y nos dirán: "os saltáis el Purgatorio, que ya habéis sufrido una tesis".

Actualización totalmente voluntaria que se me ha ocurrido a mí solo sin que nadie me la sugiera: Esta entrada también está dedicada a las parejas -novios, novias, maridos, mujeres- de los anteriormente citados, porque también ellos en verdad están sufriendo o han sufrido una tesis. También a ellos se les perdonará el Purgatorio, o por lo menos un 75%.

5 comentarios:

jaime dijo...

Dios te lo pague, hermano Santi.

avellaneda dijo...

Bien, bien... los doctorandos/ doctores os saltáis el purgatorio... y a los opositores nos convalidan unos añitos, por lo menos?

Y si cuela, cuela.

Santi dijo...

Eso depende del convenio colectivo que tengáis. Es cuestión de que el sindicato y la patronal lo hablen...

Martita dijo...

Yo os espero directamente en el infierno,q he trabajado en una inmobiliaria y eso no hay Dios que me lo quite!

Jorge dijo...

Espero estar en breve en la lista de abajo. Aunque también conviene pensar si nos se nos castigará con el infierno, por haber pasado la veintena sentados en una silla coguitando —es que últimamente leo mucha bibliografía española— en cosas que rayan la inutilidad absoluta. Ánimo a todos, y sobre todo al Cardenal Santi, que será en breve acusado de herejía por Benedicto XVI y la curia papal en pleno: ya no tenemos purgatorio. Yo voto porque, como los niños sin bautizar, se nos mande directamente al paraíso.