martes, 28 de julio de 2009

Ode to posmodern odes

¡Oh, odas posmodernas,
que sois odas
y al mismo tiempo sois posmodernas,
yo os saludo!

Con ese humor tan vuestro,
oh, odas,
jajaja
hacéis que nos nazca una sonrisilla
tontorrona
como de padre orgulloso
(por lo menos a mí, que soy vuestro padre,
no sé a otros).

Y con vuestros temas ridículos,
oh, odas,
conseguís que nos demos cuenta
de lo absurdas que son nuestras vidas,
de lo estúpidos que somos
y del tiempo que perdemos leyendo
-y escribiendo-
gilipolleces en un blog.

¡Oh, odas posmodernas,
gracias por insultar nuestra inteligencia!